ENTRENADOR JAVIER AGUIRRE ENTRA A JUICIO POR AMAÑO DE PARTIDOS

Gabi, capitán del Atlético de Madrid, Ander Herrera, futbolista notable del Manchester United, Stuani, máximo goleador del Girona y otros 33 futbolistas pertenecientes a las plantillas del Zaragoza y del Levante en 2011 serán juzgados por el presunto amaño del partido disputado entre ambos clubes en mayo del citado año. Javier Aguirre, por entonces entrenador de la entidad aragonesa, el director deportivo Antonio Prieto, así como el expropietario del club maño Agapito Iglesias y los directivos Javier Checa y Francisco Porquera, también se sentarán en el banquillo cuando se abra el juicio oral, que se estima será en unos seis meses.

En el encuentro bajo sospecha, el Zaragoza se impuso 1-2 y certificó su permanencia en Primera División. La querella masiva del por entonces fiscal anticorrupción Alejandro Luzón ya generó un desfile de imputados por presunta corrupción deportiva de futbolistas y dirigentes nunca visto en el fútbol español. Todos los implicados negaron el amaño en sus declaraciones, primero ante la Fiscalía y después ante la juez del juzgado número de 8 de Valencia, Isabel Rodríguez, que archivó la causa el pasado verano. Sin embargo, esta fue reabierta por la Audiencia Provincial valenciana el último 25 de enero tras el recurso de apelación interpuesto por la Fiscalía, la Liga de Fútbol Profesional y el Deportivo de A Coruña, club perjudicado por el presunto tongo al descender a Segunda División

Las principales pruebas indiciarias para que el procesos siga adelante son el reparto de 965.000 euros que el Zaragoza ingresó en las cuentas de nueve de sus futbolistas, y en las de Aguirre y Prieto, el 17 y el 19 de mayo de 2011 -el partido se disputó el día 21­-, y en los escasas disposiciones de dinero en efectivo que hicieron los jugadores del Levante implicados en los meses siguientes .

Las sospechas de los investigadores es que una vez extraído el dinero de las cuentas, los jugadores se lo habrían devuelto a los dirigentes del Zaragoza para posteriormente ser entregado a los jugadores del Levante.

Luzón fue rotundo en su querella, motivada a raíz de una denuncia del presidente de LaLiga Javier Tebas tras una conversación de este con Augusto César Lendoiro, presidente del Deportivo en aquella época. Por el Zaragoza, Luzón apuntó directamente en su escrito a Agapito Iglesias, a los consejeros Francisco Javier Porquera y Francisco Checa, a Antonio Prieto, Javier Aguirre y a los tres capitanes del Zaragoza, Gabi, Ponzio y Jorge López como presuntos urdidores principales del tongo “con la anuencia del resto de jugadores”. “Acordaron amañar este último partido. A tal fin se estableció que se entregarían 965.000 euros a los jugadores del Levante a cambio de que estos permitieran al conjunto zaragocista ganar el partido”, sostuvo el fiscal. Luzón aportó al detalle los citados ingresos que recibieron procedente de las cuentas del Zaragoza Antonio Prieto (50.000 y 35.000), Javier Aguirre (50.00 y 35.000), Lanzaro (50.000 y 40.000), Ander Herrera (50.000 y 40.000), Doblas (50.000 y 40.000), Da Silva (50.000 y 40.000), Braulio (50.000 y 40.000), Ponzio (50.000 y 35.000), Gabi (50.000 y 35.000), Jorge López (50.000 y 40.000) y Diogo (50.000 y 35.000).

En el auto del archivo, la magistrada consideró “incontestable la existencia de la transferencias bancarias”, pero señaló que “la proximidad de dichas transferencias respecto del partido a celebrar, la reducción de gastos de los jugadores del Levante respecto igual periodo del año anterior y lo manifestado por los testigos eran insuficientes a los efectos de considerar amañado el partido. También se apoyó para el archivo de la causa en que ninguna de las personas que se supone hablaron con Tebas reconocieron el contenido de las conversaciones y alguno incluso negó su existencia. Sobre la disminución de gastos de los jugadores del Levante la jueza observó que “es insuficiente a los efectos de mantener la acusación y que en el acta del partido no había observación alguna de los árbitros indicativa de la existencia del amaño. La magistrada concluye afirmando que lo único cierto es que jugadores del Zaragoza, el entrenador y el director deportivo recibieron un dinero cuyo destino se ignora.

Tanto para la Fiscalía como para LaLiga y el Deportivo, los indicios de un posible delito son evidentes. En su apelación aluden a las contradicciones de los investigados del Zaragoza y a la poca solidez de los del Levante en sus declaraciones, en las que algunos jugadores granotas alegaron haber pasado las vacaciones en casa de familiares o vivir con sus padres para justificar la escasez de disposiciones de dinero de sus cuentas. Gabi manifestó que los 40.000 más 50.000 euros percibidos fueron extraídos su cuenta bancaria en dos veces y entregados en mano a Agapito Iglesias fue para comprar entradas y pagar gastos de desplazamientos de la hichada del Zaragoza a Valenciaen un restaurante del que no recordaba su nombre. Ander Herrera afirmó que el dinero de las transferencias de 50.000 más 40.000 euros, se lo entregó en efectivo a Agapito Iglesias, a la entrada del vestuario de la ciudad deportiva del Zaragoza, en un sobre, y sin que hubiera nadie presente. Aguirre, que tras verse salpicado por el asunto fue destituido como seleccionador de Japón, manifestó que recibió el dinero en dos entregas (50.000 más 35.000 euros ) y que avisó al club de que había recibido dos transferencias que no le correspondían. Aguirre acudió a la sucursal con la que trabajaba y allí el director de la misma le entregó un sobre cerrado, en el que intuyó que había dinero y se lo entregó en mano a Agapito Iglesias. Este último negó que Gabi le entregara el dinero. Para la acusación también es un indicio relevante el hecho que para dar apariencia de regularidad, los 965.000 euros transferidos fueran registrados en las cuentas del club en fecha 19 de septiembre de cómo 2011 nóminas bajo el concepto “Paga Extra”. Los jugadores del Zaragoza negaron la existencia de dichas nóminas.

Entre los jugadores de Levante, Juanfran justificó la disminución de extracciones de dinero no compensada por el uso de tarjeta de crédito por haber pasado el periodo vacacional en familia y por la devolución de un préstamo personal que le había realizado a un amigo, préstamo del que nada consta, más allá de su manifestación. Cerrajería, aclaró la disminución de gasto por haber pasado las vacaciones con su sus padres, Iborra alegó que pasar las vacaciones en su localidad de origen y Ballesteros manifiesta que ese año no estuvo de vacaciones a ningún sitio. Héctor Rodas y Xavi Torres adujeron que por esa época vivían con sus padres. Munúa no retiró cantidad alguna de efectivo entre el 21 de mayo y el 7 de noviembre de 2011, en tanto que en igual periodo anterior al partido, efectuó 21 retiradas, Javi Venta los en los 141 días posteriores al partido hizo una retirada de 700 euros, cuando en los 141 días anteriores había retirado 10.200 en efectivo. Rodas retiró 290 euros durante los 141 días posteriores al partido, los 141 días anteriores había retirado 20.030. Stuani dispuso de 4.950 euros los 141 días posteriores al partido – realizando la primera extracción en fecha 10 de agosto-, en los 141 días anteriores retiró 33.090.

Fuente: Reporteros Hoy

Sobre Diario Yuca 5876 Artículos
Infórmate, luego existe.
Loading Facebook Comments ...